Desalojo en el Arroyo Alamar

Desalojo en el Arroyo Alamar.

Cómo el “progreso” burgués significa violencia contra nuestro pueblo.

A principios de diciembre, funcionarios de la Comisión Nacional del Agua, Conagua, se acercaron a los habitantes de la colonia popular Arroyo Alamar, en Tijuana, para exigirles abandonar sus viviendas. Algunos aceptaron, esperando ser reubicados en el mismo margen del Arroyo, para luego ser trasladados a un espacio definitivo donde, dijeron, se les proveería de pie de casa y de servicios públicos como agua y luz.

El jueves 15 y viernes 16 de diciembre, asistidos esta vez por la policía municipal, llegaron nuevamente los representantes de Conagua al Sector G del Alamar. Encabezados por el administrador Ángel Lozano Amador, mostraron su prepotencia e intimidación para que desalojáramos nuestros lotes.

El oponernos firmemente les significó poco. Lanzaron excavadoras y demás maquinaria pesada contra nuestras casas y familias, sin importar que hubiera personas de la tercera edad, mujeres y niños. Desalojaron cerca de una decena de viviendas humildes y a las 60 familias que les habitaban, destruyendo nuestras pertenencias y todo lo que encontraron a su paso.

Un grupo de posesionaros seguimos luchando para no ser despojados de nuestro patrimonio. Nos negamos a abandonar los lotes sobre los que tenemos ganado el derecho de posesión venciendo tantas dificultades y acosos. Conagua realizó el operativo sin la correspondiente orden judicial bajo la complicidad del gobierno municipal y estatal PRI y PAN, actuando de manera totalmente ilegal, arbitraria y ventajosa, como acostumbran manejarse frente al pueblo pobre.

Muchos de nosotros, vecinos que compramos y vivimos en un terreno del Arroyo Alamar desde hace 15 o 10 años, sabemos que empresarios y gobiernos han codiciado nuestros terrenos tiempo atrás para poder sacar mayores ganancias con ellos. Así lo admite el mismo Gobierno del Estado de Baja California, cuando Pablo Alejo López Núñez, Secretario de Desarrollo Social en BC declara que “el desalojo en Alamar es para continuar la canalización del Arroyo Alamar y urbanizar la zona” [*1]. El administrador de Conagua también declara: “Los desalojos se dieron para construir una vialidad que sobre todo brinde servicio a los industriales” [*2].

Aún así el Gobierno del Estado ha incumplido en su compromiso de encontrar terrenos a donde reubicarnos. Nos propusieron ser removidos hacia el predio conocido como Las Maravillas, terreno comprado por el gobierno estatal en 30 millones de pesos con el preciso argumento de solucionar nuestra reubicación [*3]. Ahora los terrenos se están negociando con fraccionadoras privadas, como URBI, mientras a nosotros pretenden desplazarnos para vivir en condiciones de carestía que ya habíamos superado en Arroyo Alamar.

Los que ya aceptaron ser reubicados viven en auténticos jacales de 5×5 en el margen del Alamar. El apremio por el que pasan ellos hoy en día es de los motivos por los que nosotros no aceptamos la imposición de desalojar nuestras viviendas y ceder nuestros lotes. Nos preocupa el hecho de que no haya siquiera certeza por parte del gobierno sobre los terrenos a los que pretenden mudarnos, por los que todavía tendríamos que pagar cada uno la cifra de 80 mil pesos.

Nos hemos decidido organizar por cuenta propia para que se nos respeten nuestros diez años de vivir en Arroyo Alamar. Llamamos a todos los sectores de vivienda en el Arroyo Alamar que aun no han pasado por la desgracia de un desalojo a que abran los ojos y nos unamos todos para luchar de forma honrada.

Nos tacharon de radicales por el simple hecho de no querer perder nuestra vivienda, siendo el gobierno quien nos forzó con violencia a dormir en la fría intemperie que dejó el desalojo.

No admitimos ceder nuestro derecho de posesión, nuestro derecho a prescribir para tener una vivienda digna. Dispuestos a evitar que el gobierno robe nuestros lotes.

Nos negamos a ser reubicados aun de manera temporal a los márgenes del arroyo y permitir que se consuma el despojo mientras quedamos hacinados en cuchitriles donde ya otros pasan frío y otras carencias, como por ejemplo tener un solo baño para 30 familias.

No podemos pagar los 80 mil pesos que nos piden en la reubicación por un lote que el gobierno nos quiere obligar a cambiar.

Pedimos la solidaridad de las organizaciones sociales y pueblo hacia todos los vecinos del Arroyo Alamar: los que fuimos desalojados por la fuerza y los que ya están demandando, los que malviven en la reubicación temporal, y los que viven en sectores aun no desalojados pero que ya estarán siendo afectados pronto.

Grupo de familias desalojadas del Arroyo Alamar

[*1] Extraído de nota periodística en página web de Uniradio y Diario El Mexicano.

[*2] Nota periodística de la web de Uniradio, 15 de diciembre.

[*3] En septiembre el Lic. Gustavo Ley, Subsecretario General del Gobierno del Estado, comentó al periódico El Mexicano que el Gobierno estatal había comprado ese predio en 30 millones de pesos para en él reubicar cerca de 100 familias.

Comments
One Response to “Desalojo en el Arroyo Alamar”
  1. alma dice:

    hola, mi nombre es Alma y al igual q ustedes los vecinos de la priv. Cubillas Los Alamos parte baja , estamos en pie de licha contra el desalojo de nuestros terrenos en los que hemos vivido por mas de 20 años, argumentan la cercania con el canal pero estamos a la misma distancia de el como la Xochicalco y no creo que se les haya notificado a ellos nada, asi que si nos podemos unir a ustedes estoy a sus ordenes en el sig. correo almita…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: